La Sábila es una Gran Aliada de la Salud

la-sábila

Una Planta Milenaria que es Necesario Preservar y Aprender a Valorar – I Parte

La sábila, es una planta originaria de Arabia y del noroeste de áfrica. Su nombre procede de la  voz árabe “Sabaira” que significa amargo. El género científico aloe también de origen árabe “Alloe” connota, sustancia brillante amargosa. La sábila tiene dos nombres: su nombre común (sábila) y su nombre científico (aloe vera o aloe Barbandensis).

Te recomendamos leer: 22 Propiedades de la Sábila y Usos Útiles para su Salud y Bienestar

La sábila y su origen

La sábila se considera una de las plantas más importantes en medicina, desde la más remota antigüedad. Sus propiedades se transmitieron en forma oral y a través de gran cantidad de dibujos y escritos. Planta milenaria con más propiedades medicinales que pueda encontrarse en la naturaleza. El aloe vera ha estado en uso durante miles de años, y se menciona en registros que datan de 1750 b.C. El Aloe Vera es una de las 300 especies de Aloe sin embargo; ésta se diferencia de las demás por sus altísimas propiedades medicinales. La sábila  pertenece a la familia de las plantas suculentas.

“Haciendo el bien nutrimos la planta divina de la humanidad; formando la belleza, esparcimos las semillas de lo divino”.

Friedrich Schiller (1759-1805) Poeta y dramaturgo alemán.

Un poco de historia para reconocer su valor medicinal

La civilización Sumeria (2200 a. C.) en las tablas de barro de Nippur se hacía mención a la sábila por sus propiedades para limpiar el tracto intestinal. Fue considerada una planta sagrada.

Los egipcios la utilizaron ampliamente en todas sus pociones y la llamaron “la planta de la inmortalidad”. Se utilizó en los embalsamamientos por sus propiedades bactericidas y fungicidas. Destacaron su valor en el famoso papiro de Ebers como desinflamatorio y analgésico. En la tumba del faraón Amenhotep  (1552 a.C), se encontraron fórmulas sobre diferentes preparaciones de la sábila.

La sábila fue muy utilizada por Cleopatra y Nefertiti para el cuidado de la belleza. Se conoce que Salomón rey de Israel (965-928 a.C.) la cultivaba. Leemos en el Salmo 45:8 “tus vestidos huelen a mirra, aloe y canela”.

Los romanos conocieron de los usos de la sábila a través de los griegos. Dioscórides médico naturalista romano, recomendaba ampliamente el jugo de sábila para el tratamiento de heridas, en caso de molestias estomacales e intestinales, para inflamaciones de las encías, dolores articulares, prurito, insolación, acné y alopecia.

En la India la medicina ayurvedica, dio gran valor a la sábila por sus poderes para limpiar pulmones, la digestión regulando el agua del organismo, la estabilidad, la estructura ósea, la piel y los tejidos.

En la edad Media, la monja benedictina Hildegard von Bingen describe la sábila como remedio para la ictericia, enfermedades estomacales y migrañas, contra caries y úlceras supurantes.

Durante el dominio árabe en España, se comercializó la planta en toda la península Ibérica y en las Islas Canarias. Y, se recomendó su uso para curar heridas de guerra.

Se conoce por los viajeros de Indias que Colón, dentro de sus cargamentos, llevaba macetas de sábila para curar las heridas de sus tripulantes. Dentro de los escritos que se conservan del navegante tenemos: “Todo está bien, hay aloe a bordo”.

Mucho antes de la conquista,  la cultura  de los Aztecas y Mayas ya conocían de las propiedades de la sábila. Era considerada una de las 16 plantas sagradas que se veneraban como si fuesen dioses. Fue conocida como “Fuente de Juventud”. Diluían el jugo de aloe con agua y la untaban en todo el cuerpo, para protegerse de insectos.

En el siglo XX, la sábila fue objeto de infinidad de investigaciones científicas. Uno de los grandes aportes de las investigaciones ha sido su uso en las quemaduras que generan los rayos X en pacientes y profesionales de la salud. De igual manera, fue utilizada en  Hiroshima y Nagasaki para aliviar las quemaduras provocadas por la explosión atómica.

En la década de los 80, la sábila se convierte en un producto comercial de gran demanda en el mundo. Sus cultivos se expanden en la década de los 90 hasta nuestros días, y su uso se ha diversificado encontrando muchas formas de presentación y uso en el mercado de las medicinas naturales.

¿CUÁNTAS VARIEDADES DE SÁBILA EXISTEN?

Cada hoja de sábila se compone de tres capas. Una de gel transparente (parte utilizada para la aplicación tópica contenida dentro de las células de la porción interna), las antraquinonas, (que ejercen un marcado efecto laxante contenidas en la savia amarilla amarga de la capa de la hoja media), y la externa fibrosa de la hoja (la cual cumple una función protectora). Existen más de 300 especies identificadas.

¿QUÉ TIPO DE SÁBILA SE PUEDE CONSUMIR? EL ALOE BARBADENSIS MILLER

El aloe barbadensis miller, es la variedad más rica en propiedades medicinales y se usa en la elaboración de todo tipo de productos de higiene personal. Las especies más conocidas: Aloe aristata, Aloe striata, Aloe variegata, Aloe juvenna, Aloe brevifolia, Aloe ciliaris, Aloe ferox y Aloe saporina. Muchas variedades de sábila son de jardín y otras no comestibles.

La sábila,  no tolera  excesos de humedad, se recomienda su riego por goteo. Necesita mucha luz y si está bajo sol intenso mucho mejor. Es de muy fácil cuido y puedes tenerla en casa en macetas  para aprovechar todas sus propiedades.

6 FORMAS DE CONSUMIR SÁBILA

. Tomar jugo de aloe vera.

. Preparar sábila cruda y en trozos para las ensaladas.

. Añadir la pulpa en las salsas.

. Consumir cápsulas de aloe vera.

. Tomarlo en jarabe.

. Hacer té o infusión.

La sábila, tiene un contenido nutricional extenso ya que contiene vitamina A, C, E y B1, B2, B3, B6 y B12, ácido fólico, minerales, entre otros.

La sábila  se puede utilizar para tratar problemas como anemia, artritis, dolor de cabeza, dolor muscular, heridas, gripe, insomnio, pie de atleta, en procesos inflamatorios, estreñimiento y  problemas digestivos. Es una gran aliada para la salud del cabello y de la piel. Su uso diario, hidrata y suaviza la piel actuando como un excelente regenerador celular.

La sábila, es un potente cicatrizante. Elimina las células muertas de la piel y favorece la salud de los tejidos. Protege la piel del daño generado por los radicales libres.

La sábila cuando se consume en ayunas, favorece el proceso de digestión. Limpia el tracto digestivo, lo cual es muy favorable para aquellas personas con problemas gástricos o que les cuesta procesar algunas comidas. Además regula el tracto gastrointestinal cuando hay diarrea o estreñimiento.

También te puede interesar leer: https://www.redargentina.com/para-que-sirve-el-agua-de-apio/

REFERENCIAS

  • -Medicinal Applications and Toxicological Activities of Aloe. Products. Pharmaceutical Biology, 45:5, 411-420, DOI: 0.1080/13880200701215307
  • -Domínguez-Fernández, R.N., & Arzate-Vázquez, I., & Chanona-Pérez, J. J., & Welti-Chanes, J. S., & Alvarado-González, J. S., & Calderón-Domínguez, G., & Garibay-Febles, V., & Gutiérrez-López, G. F. (2012). El gel de aloe vera: estructura, composición química, procesamiento, actividad biológica e importancia en la industria farmacéutica y alimentaria. Publicado por: Revista Mexicana de Ingeniería Química. Disponible en: https://www.redalyc.org/articulo.oa?id=620/62024415003
  • -Adam, A (2018). Efficacy of Mouthwash from Aloe vera Juice after Scaling Treatment on Patient with Gingivitis: A Clinical Study. Publicado por: Revista.uepb.edu.br. Disponible en: http://revista.uepb.edu.br/index.php/pboci/article/view/3959/pdf

Por: Dra. Yamile Delgado de Smith

Yamile Delgado de Smith

Yamile Delgado de Smith es Doctora y Profesora titular Universitaria, escritora, articulista, investigadora acreditada, conferencista y desarrolladora de proyectos con un Postdoctorado en Educación. www.yamilesmith.blogspot.com Twitter: @yamiledesmith Instagram: @yamiledesmith

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Scroll to top
Share via
Copy link
Powered by Social Snap